lunes, 2 de junio de 2014

La microeconomía detrás del álbum panini



Si hay algo que me gusta, es la fiesta futbolera que se organiza cada cuatro años, por un momento en el año todos los países participantes en el torneo mas importante de todos se enfrentan para llegar a un mismo objetivo, la final. Mientras los equipos trazan sus diferentes estrategias para llegar al tan anhelado trofeo, los aficionados en todo el mundo nos enfrascamos en una peculiar carrera, la de llenar el álbum con las figuritas de los jugadores que estarán jugando en sus selecciones nacionales. Panini, es una empresa editorial italiana que desde 1970 se dio a la tarea de crear estos coleccionables que han sido apreciados alrededor del mundo, su popularidad ha crecido y todo (En mi opinión) debido a la calidad de las laminas, sus albumes, la creatividad de sus desarrolladores, la misma tradición y claro, los premios que ofrece por llenarlo (en algunos países pueden variar el tipo de premios). 

Pero eso no importa, lo que realmente importa es tener esas 640 (En la edición actual) fichas completas en el álbum, muchos nos asociamos para comprar las cajas que vienen con 100 sobres, otros esperamos las figuras repetidas de nuestros amigos para esperar el momento adecuado para intercambiarlas, todos tenemos en la cabeza esa obsesión por llenar rápido el álbum antes de que comience el torneo ¿Por qué esta obsesión?, realmente no se, pero es una fiebre que se extiende por todos lados, es simplemente una tradición sana que se convierte en ley cada cuatro años. Lo realmente curioso es que al pasar del tiempo mientras que uno llena el álbum, se crea una necesidad, un nuevo mercado.

El mercado negro de laminitas:


Fuente: Diarioadn
En distintos lugares y zonas de Bogotá (y no dudo que también en muchas otras ciudades alrededor de Colombia y de todos los países de Latinoamérica), no es raro caminar y toparse con un gran grupo de personas con lista en mano o celular como es la gran diferencia actualmente gracias a aplicaciones para celulares android como Worldcapp, o istickeralbum para idevices (por mencionar algunas) intercambiando laminitas e incluso algunos van especificamente a comprar las laminas que les hacen falta, laminas que pueden ir desde los 300 pesos (0,15 usd) a los 10.000 pesos (5,2 usd) una opción bastante costosa dependiendo de la necesidad.

En el centro de Bogotá (creo yo que es la zona mas importante de intercambio de estos cromos en esa ciudad) los precios no suelen ser diferentes, e incluso algunos vendedores van mas allá de los 300 pesos por lamina ya que si bien discriminan los precios ya sea por estadio (van desde los 500 a 1500 pesos), jugador (desde 300 a 4000 pesos), escudo (desde 1000 a 10000 pesos) o selección (desde 2000 a 4000 pesos), también los discriminan según ellos, por el nivel de dificultad y mas aun por el nivel de popularidad del jugador. No es claro saber cual es la frecuencia exacta de cada una de las 640 laminas, ya que según panini, las laminas se reparten de igual manera en los distintos lotes que imprimen diariamente, en mi opinión y basado en mi experiencia de haber llenado el álbum, los jugadores con una baja frecuencia de salida son los jugadores uruguayos y los iraníes algunos con valores que oscilaban entre los 300 y 500 pesos para mi fortuna (ver articulo que muestra la frecuencia de las laminas y algunas dificiles aca).


fuente: lapelotona.com
En cualquier parte, las laminas de Falcao, Messi, Neymar y Cristiano Ronaldo no bajan de 2000 pesos (1,05 usd) e incluso pueden llegar a los 7000 pesos (dependiendo del nivel de usura del vendedor y de la cara de necesidad que usted muestre) algo irrisoriamente caro si se llena el álbum de esta forma, imagino también que dependiendo en el país en el que se encuentre las estrellas representativas de sus selecciones nacionales también valdrán un precio especial por ejemplo, se que en chile la laminita de alexis sanchez puede llegar a costar 1.000 pesos chilenos (1,8 usd) y esto debido al nivel de popularidad y de calidad internacional del jugador.


Llenando el álbum:

Ya haciéndonos un poco la idea de los precios del mercado negro, tenemos la clásica forma de llenarlo al solitario con la obligatoria posibilidad de intercambiar las repetidas con alguien que este haciendo la misma forma de llenar el álbum (algo no muy probable, a menos que en el lugar que uno trabaje o estudie se intercambien según la necesidad y no el nivel de importancia o tipo de lamina), que es comprar la caja que contiene 100 sobres, para la edición en Colombia, que vienen 500 laminas en total teniendo aquí que desde que se compra el álbum (costo inicial de 4000 pesos, o lo que es lo mismo 2 usd aprox) por lo menos el 70% de esos 100 sobres servirán para completar el álbum ya que se estima que el restante 30% serán laminas repetidas (y esto contando con una gran suerte), comentando un poco mi experiencia, a mi no me fue tan bien, de hecho de ese lote de 100 sobres que compre mi porcentaje de laminas pegadas fue tan solo del 50% con lo cual no solo tuve que lidiar con las repetidas y buscar con quien intercambiar sino que tuve que comprar un lote de 50 sobres mas, algo que me costo un poquito de dificultad en términos económicos.

Costos Finales:

Con todo esto, mi costo final de llenarlo fue (210.000 pesos o 110 usd, sin tener en cuenta el costo fijo que es el álbum si lo hubiese comprado) un 40% menos de si lo hubiese llenado estimando comprar 1 sobre diario ya que aproximadamente luego de 40 sobres el porcentaje de laminas repetidas puede aumentar hasta en un 10% lo cual hace un poco mas lento llenarlo y claro, mucho mas costoso ya que si bien algunos vendedores en la calle hacen intercambios, es claro que este intercambio no es gratuito, dependiendo de la lamina que uno necesite deberá dar 3 o hasta 4 laminas por un solo cromo necesario, algo mucho mas caro teniendo en cuenta si se llena con la opción de 1 sobre diario, este intercambio solo fue posible durante las primeras semanas de la salida del álbum, después, este tipo de intercambio desapareció.

La parte anteriormente descrita en párrafos anteriores es la llamada ineficiencia que crea el mercado teniendo en cuenta que a nivel microeconómico este mercado en "teoría" (resalto obviamente el termino) se comportaría como una competencia perfecta, es por eso que se ve la necesidad, para corregirla, de crear estos grupos de intercambio que no discriminan el tipo de lamina, sino que discriminan por la necesidad del cromo, algo que curiosamente (no veo la necesidad de que lo haga que lo que mas le conviene es que exista esa ineficiencia para aumentar el numero de ventas) hace el mismo Panini en Colombia, por publicidad y marketing, algo no tan necesario teniendo en cuenta el nivel de popularidad del álbum cada mundial. Hay algunas otras formas de llegar a llenar el álbum con costos un poco mas reducidos (quizás un 2%-3% menos que el que yo escogí), al final usted decide como gozarse la forma de llenar el álbum, lo importante es la satisfacción de conseguir el objetivo.

Licencia Creative Commons
Este obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

No hay comentarios:

Publicar un comentario